Buenos días,

Este es un post, dedicado a mis compañeros y compañeras de ASPROFA, para ayudar al proyecto de SALUDSINBULOS, con el fin de dar visibilidad y ayudaros a vosotros como pacientes a desmentir y acabar con cierta desinformación en materia sanitaria, que al fin y al cabo, es lo que tratamos de hacer a diario, todos los profesionales sanitarios que estamos día a día, tras los teclados del ordenador y en mi caso del mostrador de la Farmacia. En este caso, el post trata de fotoprotección y algunos de los cientos de falsos mitos que lo rodean. Ya os adelanto, que no están todos los que son, porque la imaginación no tiene límites ;).

Porque además, tendemos a creer a ciegas lo primero que nos cuentan, tendemos a creer lo que «más nos interesa», y en muchos casos, es tanta la información, que ya no sabemos qué ni a quién creer.

Ver las imágenes de origen

Comenzamos…….

Si eres de los o las que piensa. O peor aún, de los que creen firmemente que:

«El fotoprotector sirve de un año para otro». FALSO

Los fotoprotectores, suelen venir la gran mayoría con un icono que representa un envase medio abierto, y que recibe el nombre de PAO, el cual indica el periodo de vida útil de un producto cosmético desde que se abre su envase por primera vez , eso sí, siempre que se mantenga durante ese tiempo en unas óptimas condiciones.

Para los que os estéis preguntando, ¿por qué hay unos que indican más meses que otros?. El PAO, se suele determinar según la evaluación de 5 parámetros del producto que son: la formulación, el tipo de acondicionamiento (es decir el envase), la duración del producto, la zona de aplicación, y la población a la que va dirigido.

«Cualquier fotoprotector es bueno, todos son iguales» FALSO

Pues siento deciros que no, un buen fotoprotector, debe se fotoestable (se que puede ser una obviedad, pero es importante insitir en ello), es decir, que tenga esa capacidad de soportar la radiación solar sin causar ningún efecto adverso en nuestra piel. Debe tener una adecuada cosmeticidad para mejorar nuestra adherencia a su uso (Los y las hay que los prefieren con color, otros sin color, de textura más ligera, de textura enriquecida…..). Además, y para mí lo más importante de todo, debe tener eficacia fotoprotectora demostrada frente a la radiación UVA y UVB. Es decir, para saber, como estamos de protegidos frente a las radiaciones UV, tenemos que fijarnos en el SPF (que mide la protección frente a la radiación UVB) y el PPD, que es el índice que mide la capacidad de producir pigmentación en la piel, (en este caso indica la protección frente a los rayos UVA, los cuáles participan en la génesis del cáncer cutáneo). La recomendación por parte de COLIPA indica que esta fotoprotección debe estar en un ratio SPF/PPD igual o menor a 3.

«El número que acompaña a las siglas SPF indica el tiempo que puedo estar expuesto/a al sol sin tener que reaplicarme» FALSO

El SPF NO indica el tiempo que podemos estar expuestos al sol antes de volver a aplicarnos una crema solar. Lo que indica, es el número de veces que el fotoprotector aumenta la capacidad de defensa natural de nuestro cuerpo frente al enrojecimiento previo a la quemadura. Es decir, un SPF de 50 nos indica que nuestro nivel de protección frente a un riesgo de quemadura es 50 veces superior que si no estuviéramos utilizando un fotoprotector.

«Existen fotoprotectores que bloquean el 100% de las radiaciones» FALSO.

NO, no existe ningún fotoprotector que bloquee el 100% de las radiaciones solares. Por lo que, si os encontráis en algún envase esta afirmación, debéis saber que NO ES CIERTA.

«Si se aplican dos cremas con factor de protección solar, éste se suma protegiéndonos más». FALSO

No, la fotoprotección que se indica en el envase de una crema solar, no se ve multiplicada ni aumentada por aplicar una fotoprotección sobre otra. No malgastéis el tiempo haciendo cálculos matemáticos ;).

Ver las imágenes de origen

«Si utilizamos protección solar no vamos a tener una adecuada absorción de vitamina D». FALSO

Debemos partir de la base, que según el fototipo de piel, la época del año en la que nos encontremos, el tiempo de exposición, entre otros factores, nuestra capacidad de síntesis de la tan preciada y necesitada vitamina D varía. Por lo tanto, no debemos culpar (para justificarnos en algunos casos la negativa a su uso) al protector solar de una posible deficiencia en la abosrción de vitamina D. Sobre todo, porque el uso del mismo, tiene múltiples ventajas para nuestra salud.

Por tanto, aquí, sentido común a una exposición solar prudente.

«Con aplicarse una vez al día el fotoprotector es suficiente». FALSO

Perdonar que lo diga, pero esto se descubre que lo hacéis cuando llegáis a la Farmacia y nos decís la frase de: «Me he puesto protección 50 y me he quemado». Y esto además os hace desconfiar del fotoprotector en cuestión. Pues bien, los fotoprotectores no son «inmortales», y con esto quiero decir, que son sensibles a la traspiración, al agua (a pesar de sus fórmulas resistentes al agua), a la fricción, etc, etc…por lo tanto, la reaplicación cada 2 horas, tras cada baño de más de 20 minutos, tras una sudoración excesiva o tras la fricción es si o si, NECESARIA para la efectividad del fotoprotector. Pero no solo por estos factores, sino, también porque la cantidad que aplicamos de fotoprotector en muy pocos casos es la correcta para cubrir toda la zona expuesta al sol. La recomendación es aplicar una cantidad de protector solar de 2mg/cm2 de nuestro cuerpo (una seis cucharadas de café). Esto supondría un envase aproximadamente de unos 30ml en cada aplicación. Que levanten la mano, ¿cuántos lo hacéis?……

«En invierno no hace falta utilizar protector solar» FALSO

La radiación solar sigue en invierno, y aunque no tengamos sensación térmica de calor, debemos protegernos del sol de igual manera, porque la radiación UVA y UVB siguen «haciendo de las suyas» afectando al envejecimiento prematuro de nuestra piel, a la incidencia del cáncer de piel y la aparición de las manchas cutáneas.

Ver las imágenes de origen

«Si me aplico el fotoprotector, no me voy a poner morena/o» FALSO

Como os comentaba antes, no existe ningún fotoprotector que bloquee al 100% la radiación solar. Por lo que existirá un bronceado, que aunque tardará más en aparecer, llegará 😉. Y os recuerdo, que el bronceado, indica que nuestra piel se está protegiendo de la radiación solar, al estimular la producción de melanina. Es decir, no es un buen signo, a pesar de que a algunos os guste tanto veros morenos/as.

«Lo de la crema solar para niños y adultos es una tonteria, sirven la misma para toda la familia» FALSO.

Falso. Los niños, tienen la piel diferente a la de los adultos, ésta es más sensible y vulnerable a los efectos nocivos del sol. Además una quemadura en la infancia, multiplica el riesgo de aparición de melanoma en la edad adulta.

Según la edad del niño, es más recomendable el uso de determinados fotoprotectores en función del tipo de filtros. Consulta siempre a un profesional.

«Si soy de piel moreno/a, no es necesario que me aplique protector solar». FALSO

Aquí debemos tener en cuenta el fototipo de piel que tenemos. Y nunca olvidar que si bien es cierto, los fototipos de piel IV, V y VI es más difícil que se quemen (suele ser por lo que os guiáis a la hora de usar el fotoprotector), la radiación solar provoca otros daños en nuestra piel que no son visibles. Por lo que en estos casos, debéis siempre pedir asesoramiento para utilizar el fotoprotector más adecuado a vuestra piel. Y por supuesto, nunca dejar de hacer uso del mismo.

«Debo aplicarme el fotoprotector media hora antes de salir de casa». FALSO

Y aquí, debemos volver al sentido común. Siempre se ha dicho, que debemos aplicarlo media hora antes de salir de casa, especialmente en el caso de los filtros químicos. Y ahora, en un reciente estudio y cito textualmente: « En relación a la crema fotoprotectora, no es necesario anticipar media hora la aplicación del fotoprotector antes de exponerse al sol en la playa o a la piscina, según muestra un estudio que ha sido publicado en el ‘Journal of de European Academy of Dermatology and Venereology’ y realizado por dermatólogos de la Universidad de Málaga -miembros de la AEDV-. Los resultados de este trabajo evidencian que la absorción de la radiación ultravioleta de la crema protectora fue efectiva desde el momento de la aplicación, aunque no se estabilizó hasta el minuto 10«

Es decir, no sería necesaria su aplicación media hora antes, y así evitaríamos la parte de protector solar aplicado que se pierde con el sudor o la fricción.

Ahora bien, mi consejo es, que si sois varios miembros en la Familia, especialmente con niños, donde es llegar a la playa y salir corriendo hacia el agua, si podéis, apliquéis el fotoprotector antes de salir de casa. Siempre será más fácil y menos estresante ponerlo en casa que en la playa, bajo el tórrido sol ;).

Ver las imágenes de origen

«Las cremas del sol que son resistentes al agua, no necesitan reaplicarse». FALSO

Todos los fotoprotectores se pierden con el baño, pero estas pérdidas son mínimas en ciertos protectores solares como son los protectores solares water-resistant, cuya capacidad protectora tras 40 minutos de inmersión (es el equivalente a 2 baños de 20 minutos). O, lo protectores solares very water-resistant (o waterproof ), los cuales, son capaces de resistir 80 minutos de inmersión, que equivaldrían a 4 baños de 20 minutos.

«En los días nublados, no es necesario utilizar fotoprotección». FALSO

Aquí, la radiación aunque es más difusa, sigue ejerciendo sus efectos nocivos, por lo que debemos usar fotoprotector también en los días nublados.

Y así podríamos seguir enumerando una larga lista de mitos……¿cuál se te ocurre?

Recuerda, que tu salud está en juego. Recurre siempre a fuentes fiables de información y déjate asesorar por expertos cualifiados.

¡Feliz día!

Beatriz

Fuentes de interés:

https://web.archive.org/web/20140826172104/http://concienciacosmetica.blogspot.com.es/2012/06/determinacion-del-pao.html

https://www.cosmeticseurope.eu/files/9814/6408/4022/CR-23-Sunscreens_Labelling.pdf

http://sisbib.unmsm.edu.pe/BvRevistas/dermatologia/v12_n2/fotoproteccion.htm

https://aedv.es/wp-content/uploads/2018/12/NP-Retos-y-falsos-mitos.pdf

A %d blogueros les gusta esto: