Buenas tardes,

Soy de las que no cambia de canal cuando está viendo un programa en la televisión y es el turno de los anuncios, porque (no todos, pero sí muchos de ellos), son en muchos casos “obras de arte”. Es increíble la imaginación que tienen sus creadores, el gancho y la originalidad. A veces pienso en qué harán o dejarán de hacer para que se les ocurran esas originales e innovadoras ideas ;). ¿Cuántos recursos económicos y humanos utilizarán para hacer llegar el mensaje que quieren transmitir?

Resultado de imagen de obra de arte

Quizás simplemente, una o dos personas, se sientan en un banco en la calle a observar a la gente para “descifrar” algo de su comportamiento que les haga caer en ese “click” que su intución le dice que calará en nosotros. En otras ocasiones, y me da a mí que así lo harán la mayoría de empresas, emplearán cientos de recursos para conseguir recopilar la máxima información posible acerca de nuestros gustos, tendencias, hábitos de vida, status social, etc, etc…con el fin de tratar de crear un mensaje casi “personalizado” que en nuestra mente nos haga sentir que ese producto o servicio está hecho para nosotros, que lo NECESITAMOS ;).

Resultado de imagen de recopilar información

Y de repente, entre tanto anuncio, se cruzó el típico de un medicamento, pero no uno cualquiera, porque no sé si lo sabéis, pero la mayoría de los medicamentos no se pueden publicitar. Tan sólo se pueden publicitar, aquellos que están catalogados como Especialidad Farmacéutica Publicitaria (E.F.P.). Y para identificarlos, en los envases de los mismos, aparecen las siglas E.F.P.. Ejemplos de estas especialidades son: Voltadol, Frenadol, Reflex, Flumil, Iniston, etc…..

Resultado de imagen de frenadol

El hecho de que se publiciten, puede hacer pensar a más de un@ que se tratan de medicamentos que cualquiera puede tomar, y que no conllevan peligro para la salud, pasando por vuestra mente pensamientos como: “total, si se anuncian en la tele, es porque no puede ser perjudicial, si no, no lo anunciarían” .

Pero, NO, la publicidad no es sinónimo de TODO VALE y PARA TODOS VALE ;), al menos en temas de medicamentos y salud. Y es por ello, que aunque de forma muy rápida (no lo he cronometrado, pero creo que son dos segundos ;)) al final y sobre un fondo azul marino sobre el cual destacan con letras blancas acompañado de sus correspondientes dibujos, un mensaje claro: “LEA LAS INSTRUCCIONES DE ESTE MEDICAMENTO Y CONSULTE AL FARMACÉUTICO”. Y este mensaje tiene la finalidad de advertir que esa publicidad que estáis viendo, no os está dando toda la información necesaria para hacer un correcto uso del mismo. Porque, imaginaros, con lo caro que es la publicidad, que el segundo se cotiza a precio de oro, si tuviesen que explicarnos la posología, efectos adversos, contraindicaciones, formas de uso, etc, etc….no ganarían para ello ;).

Resultado de imagen de consulte a su farmacéutico

Por eso, ese mensaje, que tod@s conocemos, que todos nos sabemos de memorieta por lo corto y directo que es, y del que tantas versiones han salido para tomarse en clave de humor temas como los políticos ;), no podemos pasarlo por alto y HAY QUE LLEVARLO A CABO ;).

Resultado de imagen de consulte a su farmacéutico

 

Os debéis informar bien de cada medicamento o producto Farmacéutico que veáis en televisión. Es un tema importante como para dejarlo pasar. Es un tema de Salud, más bien de conservar vuestro buen estado de Salud; no vayáis a tomar un Frenadol, teniendo la tensión alta y medicándoos para la misma, o vayáis a tomar una aspirina y estar tomando un anticoagulante.

Ah!!! y no os vayáis a creer que los Farmacéuticos pagamos por salir en la tele ;),  esto es gratuito, y muy alagador ;). Porque somos, junto con los dentistas, los únicos sanitarios que salimos por todos los canales y a todas horas por la tele ;), así de pesados somos ;).

Ya sabéis todos a CONSULTAR A VUESTRO FARMACÉUTICO/A ;).

 

Feliz día!

 

Beatriz

A %d blogueros les gusta esto: