Buenos días!

Desde hace unas semanas, los resfriados, catarros, procesos gripales.. están a la orden del día y sois much@s los que acudís a la farmacia en busca de algún antigripal que os ayude a aliviar los incómodos síntomas de estos procesos.

Aunque en el interior de la caja, siempre está el prospecto y tenéis la información a vuestra disposición, siempre me gusta comentaros y explicaros los componentes que llevan para asegurar al mismo tiempo que os lo explico, que realmente necesitais tomar ese antigripal que habéis pedido. Y es que, hay que llevar cuidado, porque en ocasiones pueden resultar una “bomba” de relojeria sin saberlo.

Vamos a tomar como ejemplo de antigripales, al Frenadol, para que conozcáis realmente que es lo que lleva y para qué es cada uno de los componentes que contiene el que considero el “antigripal estrella” de la farmacia.

Antes de nada, decir que el Frenadol me parece un antigripal muy completo. Con lo que os voy a explicar a continuación no pretendo que dejéis de recurrir a él cuando lo necesitéis; tan sólo que lo conozcáis bien y que hagáis un buen uso del mismo.

Existen varios formatos de Frenadol:

  • Frenadol cápsulas descongestivo
  • Frenadol Complex (en sobres)
  • Frenadol Forte (éste es nuevo)

También podemos encontrar Frenadol Junior, y Frenadol en comprimidos efervescentes, así como el hot lemon que se toma en caliente. Además de un spray nasal descongestivo y pastillas para suavizar y aliviar el dolor de garganta, pero nos centraremos en las tres presentaciones a las que más recurrimos cuando estamos acatarrad@s.

¿Qué lleva el Frenadol?

Paracetamol: Es un analgésico y antipirético (para tratar la fiebre).

Dextrometorfano: Es un antitusivo, únicamente actúa sobre la tos seca o improductiva. NUNCA sobre la tos con mucosidad o productiva.

Clorfenamina: Antihistamínico de primera generación que alivia las molestias producidas por alergias y resfriados.

Pseudoefedrina: Descongestivo, que alivia la congestión nasal, producida por los resfriados.

Cafeína: Estimulante para reducir la sensación de sueño

Vitamina C: Esta os la sabéis del post de las vitaminas ;). Es una vitamina, que interviene en la formación de colágeno y repara el daño producido en los tejidos.

Por lo tanto, el Frenadol serviría para aquellos procesos gripales o resfriados que cursen con los siguientes síntomas: tos seca, dolor o malestar general, fiebre y secreción nasal.

El Frenadol y esto se traslada al resto de antigripales, trata los síntomas pero NO CURA, es decir, lo que hacen es facilitarnos el día a día ayudándonos a mitigar esos molestos síntomas.

En esta tabla, podemos ver las diferencias existentes en su composición entre estas tres presentaciones:

Principio Activo

Frenadol cápsulas

Frenadol complex

Frenadol Forte

Paracetamol (mg)

500

650

650

Dextrometorfano (mg)

15

20

20

Clorfenamina (mg)

2

4

4

Pseudoefedrina (mg)

30

Cafeína (mg)

30

Vitamina C (mg)

250

Como véis las tres presentaciones tienen en común tres de sus componentes: el paracetamol, el dextrometorfano y la clorfenamina, variando en sus concentraciones. Teniendo esta información y valorando el alcance de los síntomas, habrá que optar por la presentación que mejor se adapte a nuestras necesidades.

La posología sería de un sobre cada ocho horas y en caso de las cápsulas, una cápsula cada 8 horas, pudiendo tomar dos juntas si fuese necesario.

Si nuestros síntomas son generalizados y presentamos goteo nasal y estornudos, fiebre, dolor generalizado, y tos seca, nuestra elección deberá ser el Frenadol Complex o el Frenadol Forte si lo queréis con sabor a limón ;).(tener en cuenta que el Forte no lleva cafeína para contrarrestar ese efecto de adormecimiento que produce el antihistamínico ni tampoco lleva la vitamina C).

Si por el contrario, tan sólo tenemos algo de malestar y goteo nasal acompañado de un poco de tos seca, nos decantaremos por las cápsulas.

¿Qué tomamos si tan sólo tenemos malestar general con algo de mucosidad? mi consejo es que bebáis abundante agua y paracetamol. 😉

 

¡Cuidado!, todas aquellas personas que sean hipertensas, o sufran problemas cardíacos, deben limitar o en casos más graves evitar el uso de antigripales con descongestivos. En el caso del Frenadol, la presentación en cápsulas, ya que al contener pseudoefedrina puede elevar los niveles de la tensión arterial en personas hipertensas o susceptibles de serlo.

RECUERDA QUE El FRENADOL o cualquier otro antigripal NO SIRVEN PARA PREVENIR NI CURAR, sólo tratan los síntomas.

Si no tienes esos síntomas generalizados de los que hemos estado hablando, y tienes dudas acerca de que es lo que mejor te podría ir, te animo a que nos CONSULTES!! ;).

 

Feliz Miércoles!

 

Beatriz

A %d blogueros les gusta esto: